Pencas de acelgas con huevo escalfado.-

jueves, 10 de noviembre de 2016





Primero fueron las acelgas salteadas con quinoa, después las espinacas a la catalana... y hoy le toca el turno a las pencas de las acelgas, pues lógicamente no las iba a tirar... así que aquí tenemos una estupenda receta de "aprovechamiento".

Esta receta surgió en mi intento de aprovechar las estupendas pencas que tienen nuestras acelgas. Son unos tallos, yo diría, que extra- grandes, pues nunca los había visto así antes. Además, como son unas acelgas cuyas semillas vinieron de Argentina, tenía que aprovecharlas al máximo.




Así que me acordé que mi hermana Chari, la mayor, me había dado hace tiempo esta receta, casi al principio de casarme, y que la tenía ahí olvidada... en algún rincón de mi memoria. La verdad que no sé si justo fue esta versión la que me dio; así que me armé de "ingenio" y sacando un poco de todo lo que tenía en la nevera... salió este estofado vegetal que está increíblemente delicioso. 

Los huevos que usé son de las gallinas del padre de una amiga que tiene un terrenito cerca de Barcelona, y ahora me está proveyendo de huevos desde hace ya varias semanas, por eso también quise usarlos en esta receta... 




Ingredientes:
- Tallos o pencas de acelgas frescas.
- 1 patata.
- 1 zanahoria.
- 2 tomates maduros.
- 1/2 pimiento rojo.
- 1 cebolla.
- Unos dientes de ajo.
Condimentos: 1 hoja de laurel, unas ramas de perejil, sal y 1 pastilla de caldo de verduras bio. Una cucharadita de cúrcuma.
- Aceite de oliva virgen extra.
- 3 tazas de agua.
- Un huevo ecológico por persona.



Preparación:
  • Primero vamos a preparar las verduras y para ello, lavamos, quitamos los hilos laterales y troceamos las pencas de acelgas. Pelamos la patata y la zanahoria y troceamos a cuadrito la primera y en redondelas la segunda. Rallamos los tomates y cortamos muy pequeña la cebolla, el ajo y pimiento rojo.
  • Comenzamos a cocinar poniendo la cebolla, el ajo y el pimiento en la base de una olla con un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Hacemos un buen sofrito.
  • Agregamos entonces los tomates rallados, la zanahoria en rodajitas, la patata en cuadraditos y las pencas de acelgas a trocitos. Ponemos los condimentos, la hoja de laurel, la pastilla de caldo y el agua. Dejamos cocer todo a fuego medio hasta que las pencas estén  tiernas. 
  • A parte hacemos los huevos poché o, si os queréis esmerar un poco más, las flores de huevo como os expliqué en la receta de Dario.
  • Servimos recién hecho con perejil fresco picado por encima. 




 photo firma_zps424f3bc9.png


 photo firma_zps424f3bc9.png







21 comentarios:

  1. Pilar ¡sí que son unos tallos de pencas extra grandes! Normal que hayas querido aprovecharlos y qué mejor que echar mano de esa receta que te dio tu hermana cuando te casaste. Adaptada a lo que tienes en la nevera te ha quedado un estofado de verduras ¡muy apetecible!

    Yo las pencas las suelo saltear con las hojas de las acelgas cortadas chiquititas, pero me ha gustado muchísimo esta idea que nos traes.

    Esos huevos son todo un lujo ¡disfrútalos mucho!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuca, este plato para esta época es lo mejor.. calentito y suculento, entra divinamente, Un beso guapa.

      Eliminar
  2. A mi también me gusta cocinar las pencas de acelgas solas, suelo decir que con un manojo tengo para dos comidas. Pero este guisito tuyo tan rico no lo conocía, con lo que me gustan a mi los potajes y revueltos de verduras. Pues ya estoy tardando en llevármelo para mi cocina, bien rico que está.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lola, cuando lo hagas, te va a encantar, está riquísimo, es fácil y con este tiempo entra divinamente. Es verdad que con las acelgas solemos tener dos guisos, pues son muy agradecidas y se aprovecha todo de ellas. Besos linda.

      Eliminar
  3. Yo las cocino salteadas con ajo y pimentón y me gustan más que las hojas de acelgas. Probaré vuestra versión estofada.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pruébalas de esta manare y verás cómo os gustan mucho... besos linda.

      Eliminar
  4. ¡¡Hola Pilar!! ¡¡Ohhh, con lo que me gustan a mi las acelgas!! Bueno, como más las consumo es el típico hervido, que por aquí en Valencia, siempre me llama la atención que lo hacen tan sólo con mucha cebolla, patata y alguna judía verde, pero en casa, también le añadimos zanahoria y mucha acelga, con pencas incluidas. Me gusta la parte verde de las acelgas, ¡¡pero me encantan las pencas!! A veces las gratino con bechamel, otras las empano y las frío, y otras las salteo también con piñones y ajos, pero nunca las había probado así. ¡¡Y con ese huevo escalfado!! ¡¡Qué rico, Pilar!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi personalmente solo hervidas... me parecen muy insípidas y sosas... pero de esta manera el tallo gana mucho en textura y sabor, por las especias y demás verduras estofadas... están muy rico, ya verás. Besos linda y buen fin de semana.

      Eliminar
  5. Hola Pilar! Qué plato más completo y son de estos que calientan el cuerpo y reconfortan a la vez, me gusta mucho. Yo no suelo cocinar acelgas así que mucho menos los tallos jeje! Pero estoy dispuesta en hacerlo viendo lo rico que te ha quedado la receta y con este huevo ya sí que no me puedo resistir, es la guinda! Oye una pregunta, ya que va de aprovechar todo, yo hago mucho brocoli y me suelo deshacer del tronco porque no sé si se come o no... Me lo puedes aclarar? Jeje! Besitos fuertes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa!! El tallo o tronco del brócoli lo puedes aprovechar de varias forma: por ejemplo, rallarlo finito y sofrerírlo con un poquito de cebolla fina y hacer una tortilla francesa..., cortarlo en trozos y echarlo con otras verduras en una olla para hacer caldo de verduras, o quizás pelarlo y cortarlo con una mandolina para incluirlo en tus ensaladas, eso sí, bien finito... en fin, es cuestión de echarle imaginación y ver cómo te gusta más. Besos linda y gracias por venir.

      Eliminar
    2. Oooh! Gracias Pilar! Ahora tengo donde elegir y ya podré comer el tronco sin dudar jeje! Muchos besitos y feliz fin de semana!!

      Eliminar
  6. Así que espinacas a la catalana y huevos barceloneses... Barriendo para mi casa, eh! Cada vez me gustan más tus recetas Pilar, si cabe jeje
    Es un gustazo, después de no haber pasado por aquí en un tiempecillo (mil perdones), volver y encontrarme con este plato tan tan tan rico. En mi casa también se comen las pencas de acelga guisadas con verduras y nos encantan, son de esos platos que tan bien sientan en esta época y que reconfortan el cuerpo y el alma :)
    Definitivamente... ¡Viva el cuchareo!
    Un beso enorme Pilar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya Debora, qué bien verte de nuevo por aquí, Me alegro mucho. Este plato está muy bueno, es fácil y muy, muy económico... además es 100 % catalán, pues la acelgas crecieron en huerta catalana... Besos linda.

      Eliminar
  7. Pilar, cuando era niña mi abuela preparaba de las acelgas del huerto hasta las pencas y siempre lograba con ellas unos platos deliciosos. De modo que, entiendo perfectamente que quisieras aprovecharlas (más aún si provienen de semillas argentinas Jajaja) porque las pencas de la acelga suelen ser suculentas, grandecitas y generosas (en especial si son de cultivo ecológico) como para tentarnos a darles un buen uso. Este plato, no dudo ni un minuto, ha de estar delicioso y con el huevo jugoso por encima, para comerse hasta el último bocado ;)
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que estáis en primavera y seguro que tenéis muy buenas acelgas en los mercados, Silvina, te invito a probarlo, que verás que rico queda. Besos guapa.

      Eliminar
  8. Respuestas
    1. Hazlo un día para él, a ver si le gusta y dile que es una comida típica española. Besos guapa.

      Eliminar
  9. Envidia sana que me das... acelgas de tu huerto, huevos de la gallina de un amigo... Tus platos son todo un lujo bio!!!
    Yo siempre me he comido las pencas de las acelgas, de hecho, de niña me gustaban más las pencas que las hojas ;)
    Aquí ne Holanda no encuentro acelgas tan buenas como las nuestras. Son más pequeñas y además caras.
    Tu plato totalmente de 10!
    besos guapa

    ResponderEliminar
  10. aisha, querida, gracias por tus palabras, qué pena lo de las acelgas en Holanda, con lo fácil y económicas que se encuentran aquí... a ver si cuando vengas, me avisas con antelación y ter preparo un platito de estos que sé que tanto te va a gustar. Besos guapa y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  11. A mi como más me gusta la acelga es en el cocido de garbanzos, pero claro con semejante tamaño, da para muchos platos, seguro que este plato está de rechupete, y con ese huevito escalfado no te digo ná, jejeje...
    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Pedazo tallos de pencas y que ricas tenian que estar con el huevo escalfado uummmmmmm pena no estar mas cerca que me tenias en casa a cenar ,te han quedado de relujo.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...