Milanesas de garbanzos.-

lunes, 13 de abril de 2015



¡Hola a todos, amig@s!

Por fin, antes de que llegue más el calorcito... os enseño estas deliciosas milanesas... espero que las disfrutéis. 


Esta receta es muy fácil y socorrida si tenéis que hacer una comida sana  para almorzar... y si no, pues también os invito a que preparéis estas otras milanesas (también de garbanzo) que están estupendas. 


Una vez preparadas lo mejor es acompañar, por ejemplo, con un poco de arroz y una ensalada variada. Tendréis una comida muy equilibrada y nutritiva que os ayudará a estar saciados durante toda la tarde... así que buen provecho!!


La milanesa es un filete fino, normalmente de carne vacuna, pasado por huevo batido y pan rallado (empanado decimos en España, apanado en otros lugares...), que se cocina frito o al horno. Por extensión, se llama milanesa a cualquier rebanada de un ingrediente rebozado y frito: hay así milanesas de pollo, de pescado, de soja, de gluten, de harina de garbanzos (como os presento hoy), de berenjena, de mozarella, incluso de verduras como la calabaza, etc.
No se conoce el origen de esta receta, aunque hay muchos mitos al respecto. Su nombre español proviene de la ciudad italiana de Milán, y desde fines de siglo XIX ―debido a la gran inmigración italiana que llegó a la Cuenca del Plata― es una comida típica de la cocina argentina, que fue donde yo las conocí por primera vez.

Ingredientes:

- 1 taza de harina de gluten.
- ½ taza de copos de avena (puede ser también salvado de avena).
- ½ taza de harina de garbanzos.
- 1 cucharadita de levadura en polvo.
- 2 tazas de agua tibia (aprox., recomiendo ir añadiendo poco a poco según vayamos viendo la consistencia de la masa).
- Como condimentos podemos usar los que más nos guste: yo usé 2 ajos frescos prensados, perejil fresco picadito, sal marina, comino y mi toque personal... Rus el Hanut (más o menos 1 cucharadita o 1/2), si no tenéis esta mezcla de especias árabes podéis ponerle hierbas provenzales, por ejemplo; os simplemente, nada más...








Preparación:
  • Colocamos en un bol todos los ingredientes secos junto con la levadura e integramos bien. Luego agregar agua tibia hasta ir formando una masa homogénea pero no demasiado dura.
  • Dejamos reposar tapado, unos 30 minutos, para que la levadura trabaje sobre la masa y la avena se hidrate. 
  • Formamos las milanesas de una en una, a partir de pequeños bollitos de la masa; luego estirarlas con la mano hasta que el grosor sea de ½ centímetro, o bien, con un rodillo estiramos la masa y cortamos las milanesas con un aro de emplatar, esto es lo que hice yo, pues me parece más cómodo y rápido.






  • Previamente, debemos poner a hervir agua, yo le añadí un poco de sal y unas hojas de laurel, que es donde colocaremos las milanesas durante 1 minuto más o menos, hasta que floten. 
  • Las dejamos entibiar y una vez que las pasamos por pan rallado (no hace falta utilizar huevo en este procedimiento ya que el pan se adhiere perfectamente a la masa) las cocinamos en horno moderado hasta que se doren. También podemos hacerlas a la sartén con un poco de aceite hasta que estén doraditas.



¡Os aseguro que no podréis creer lo tiernas que han quedado, además de jugosas! Yo las serví con puré de calabaza y lechuga.

  

11 comentarios:

  1. Qué originales y qué buenas!!a ver si reúno los ingredientes y las hago , de momento me las llevo a mi lista de pendientes interminables!!Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Elisa, como siempre... te animo a probarlas son realmente blanditas y jugosas! Un beso.

      Eliminar
  2. Como me gustan tus milanesas Pilar, tienen una pinta fantástica e imagino el sabor delicioso que tendrán, sinceramente nunca había visto recetas vegetarianas y te soy sincera cuando digo que cada vez me gustan más.
    Un besito enorme y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Manoli, me alegro que te guste cada día más la cocina vegetariana... un beso.

      Eliminar
  3. Esta receta también la voy a probar, tiene una pinta estupenda, un beso Pilar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sembrada, me alegro que te guste la receta, salen riquísimas, ya verás. Besos.

      Eliminar
  4. Me gustó la pinta que tienen las milanesas, pero al hacer la receta no me salió.....al cocerlas se deshacían.....Lo intenté dos veces y pasó lo mismo. Al final usé la masa para hacer tipo salchichas cociéndolas al vapor y de sabor y textura muy ricas. Que pena que no me salieran tipo milanesas....no sé donde estará el fallo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola anónimo... oh... qué pena, no sé que ha podido pasar con tu masa... Yo he hecho esta receta varias veces y nunca se me han deshecho las milanesas, quizás pusiste poca harina de gluten.. o demasiada agua... Espero que si la vuelves a hacer te salgan de rechupete... Saludos.

      Eliminar
  5. Se puede sustituir la harina de gluten por otra. Soy celíaca pero esto tiene tan buena pinta que me gustaría probarla ya que yo cocino mucho con harina de garbanzo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola anónima.... No lo he hecho nunca, pero creo que podría quedarte muy bien con harina de soja, espero que las hagas están muy ricas!! Gracias por venir!

      Eliminar
  6. Hice las milanesas, genial... riquísimas y tan fáciles de hacer... fue un gran éxito. Gracias por la receta.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...